Qué es Lean Management

Los 7 Despilfarros


Para facilitar la identificación de fuentes que ocasionan faltas de productividad, la metodología emplea los denominados Despilfarros o desperdicios. Pueden definirse como las categorías en las que se clasifican las actividades que no generan valor, y son los siguientes:
Sobreproducción
Si producimos más de lo pedido, o antes de que lo necesite el cliente, disminuye nuestra capacidad y los recursos para producir lo que realmente se necesita en ese momento
Esperas
Que el producto, o el cliente, espere entre operaciones aumenta los tiempos de proceso y los plazos de atención o de entrega
Transporte
Transportar el material o el producto internamente supone pérdidas de tiempo y aumenta la posibilidad de errores
Movimiento
El movimiento de personas que no añade valor supone pérdidas de tiempo
Inventario
Producir más de lo que el cliente necesita genera inventarios que afectan a la tesorería y a las necesidades de espacio para su almacenamiento
Reprocesado
Reparar productos que no satisfacen las especificaciones disminuye la capacidad, aumenta el coste e interrumpe la fabricación
Sobreprocesar
Dotar al producto o servicio de más especificaciones de las que el cliente valora aumenta su coste y, por tanto, su precio, condicionando la capacidad y aumentando el tiempo de trabajo